Skoda Octavia, ahora más refinado e híbrido

 

La firma checa acaba de hacer público los precios de su nuevo Octavia, que en su cuarta generación viene a sustituir al que puso a la venta en 2013 y que posteriormente, en 2017, tuvo una profunda actualización. Un vehículo que desde su génesis en 1959 y reintroducción en 1996 es, con diferencia, el modelo más vendido de la marca, gracias a que casi 6,5 millones de clientes han optado por alguna de las versiones que conforman su amplia gama, al ser un vehículo con los suficientes argumentos para captar a familias que buscan habitabilidad, espacio, seguridad y una buena relación calidad-precio. Ahora, con una interesante renovación, cambia de aspecto, mejora el equipamiento y optimiza algunos existentes, con los que el fabricante prevé dar continuidad a esta exitosa historia de sus predecesores y fortalecer la posición de la firma en los mercados internacionales. Su precio, a partir de 26.650 euros, estará a la venta en junio tanto en su versión Berlina como familiar (Combi).

Fabricado sobre la plataforma modular MQB, la misma utilizada por el 8, entre otros; tanto la berlina como el Combi mide 4,69 metros de longitud, por lo que es más largo y también más ancho, mientras que el volumen del maletero es de 600 litros en la berlina y 640 en la familiar. Con dos niveles de equipamiento (Ambition y Style) en cuanto a la gama de motores, todos sobrealimentados con un turbocompresor y con filtro de partículas para los gases de escape, hay versiones de gasolina, Diésel, de gas natural comprimido (GNC), híbridas ligeras e híbridas enchufables. Mecánicas asociadas, según versión, a una caja de cambios manual de 6 velocidades o automática de 7 relaciones, mientras que la tracción puede ser a las ruedas delanteras o total de tipo Haldex.

 

En principio contará con un motor de gasolina, el 1.5 TSI de 150 CV y dos motores Diésel, el 2.0 TDI con dos rangos de potencia de 115 y 150 CV. Más adelante y en gasolina, llegarán el 1.0 TSI EVO (110 CV) y el 2.0 TSI (190 CV); además, el Diésel de 110 CV y el gasolina de 150 CV pero con el apellido e-TEC, equipan un sistema de hibridación ligero a 48 V. Una gama que se completará en los próximos meses con el Diésel 2.0 TDI de cuatro cilindros y 116 CV. También llegará una versión G-TEC, que puede funcionar con GNC o con gasolina, empleando el motor 1.5 TSI EVO (130 CV) y con una variante híbrida enchufable denominada iV, compuesto por un motor de gasolina de 1,4 litros (156 CV) y uno eléctrico (102 CV) alimentado con una batería de iones de litio con 13 kWh de capacidad para una potencia combinada de 204 CV y una autonomía en modo eléctrico, de 55 kilómetros.

El corazón y motor de la marca es más largo y ancho que su predecesor, tiene un maletero aún más amplio y es todavía más emotivo gracias al nuevo lenguaje de diseño de la marca. Además, el nuevo concepto interior combina una excelente cantidad de espacio y una funcionalidad sobresaliente con materiales de alta calidad y detalles inteligentes. Mientras que la conectividad innovadora y los nuevos sistemas de asistencia elevan el confort y la seguridad a un nivel todavía mayor. Y estéticamente, se presenta con un nuevo faldón delantero y los nuevos faros, de formas limpias y estrechas e incorporan tecnología LED de serie para las luces cortes, largas y diurnas. Los faros traseros, luces de freno y faros antiniebla también emplean tecnología LED. Las barras de nuevo diseño, resaltan la silueta alargada del familiar Combi, mientras que el belina parece prácticamente un coupé. Llantas de aleación de 19 pulgadas, como opcional, brindan a todas las variantes del modelo un aspecto poderoso, mientras que a los colores Negro Crystal, Azul Lava y Azul Titanium se han añadido recientemente a la gama de colores; los paquetes Chrome y Dynamic son opcionales.

 

En el interior ofrece un nuevo volante de dos brazos, que opcionalmente puede ser calefactable (si se encarga la variante multifunción), viene con nuevos botones de control y nuevos botones deslizantes de textura nudosa, que permiten a los conductores operar un total de 14 funciones distintas sin quitar sus manos del volante. El salpicadero, que también ha sido rediseñado, es modular y está organizado en distintos niveles, con una gran pantalla central independiente. La consola central es elegante y está adornada con detalles de cromo, como también ocurre con los paneles y las manetas de las puertas. Los nuevos materiales suaves le dan al interior un aspecto premium, mientras que la nueva iluminación ambiental LED, como opcional, proporciona un toque visual especial para las puertas delanteras y el panel de instrumentos, iluminándolos de forma indirecta con una selección de 10 colores distintos.

Opcionalmente, los asientos ergonómicos saludables para la espalda, que entre otras cosas ofrecen una función de masaje eléctrico, están disponibles por primera vez en un y en la versión tope de gama, pueden estar ventilados. Y el head-up display opcional también se estrena en un Skoda. Proyecta la información más importante, como la velocidad, la navegación, las señales de tráfico detectadas y los sistemas de asistencia al conductor activados, directamente sobre el parabrisas, opcionalmente calefactado. También la pantalla multifunción Maxi DOT de 4,2 pulgadas y 16 colores viene de serie y el Climatronic trizona también se estrena en el Octavia, como opcional. Además, usando el sistema de entrada sin llaves al vehículo (Kessy) opcional, ahora cualquiera de las cuatro puertas del coche puede abrirse en primer lugar. Y el equipamiento de serie también incluye ventanillas laterales eléctricas y freno de mano electromecánico y está disponible con ventanillas acústicas delanteras, que reducen aún más el ruido de la carretera en la cabina.

El nuevo Octavia es el primer en usar tecnología de cambio de marchas electrónico para operar su transmisión DSG, que comunica qué marcha ha sido seleccionada de forma electrónica. En lugar de la familiar palanca DSG, hay por lo tanto un nuevo módulo de control situado en la consola central con un pequeño interruptor basculante para seleccionar los distintos modos de conducción, así como un botón para el modo de estacionamiento.

 

Los innovadores faros delanteros Matrix full LED están opcionalmente disponibles, permitiendo al conductor tener las luces largas encendidas en todo momento sin deslumbrar al resto de usuarios de la vía y los faros traseros full LED con elementos cristalinos e intermitentes dinámicos son otra de las opciones. También equipa una gama completa de nuevos sistemas de seguridad, como el Asistente de Prevención de Colisión, Asistente de Giro, Alerta de Salida y la función de Alerta de Tráfico local, también hacen su debut en ŠKODA. Y los otros equipamientos nuevos incluyen Area View (disponible a mediados 2020), Side Assist y Control de Crucero Predictivo, que – junto a la versión actualizada del Reconocimiento de Señales de Tráfico y la función mejorada Lane Assist, así como el Traffic Jam Assist y el Emergency Assist – componen el sistema Travel Assist al completo. Con el sistema Hands-on Detect, el coche es capaz de comprobar si el conductor está tocando el volante de forma consistente. Hasta nueve airbags, incluyendo el airbag para las rodillas del conductor los airbags laterales traseros, protegen a los ocupantes en caso de colisión.

También equipa lo último en sistemas de infoentretenimiento con pantallas de entre 8,25 y 10 pulgadas. Algunos pueden operarse con control gestual o de voz a través del Laura Digital Assistant. Y en las versiones diésel, ahora la gama de los típicos equipamientos Simply Clever de la marca también incluye un práctico tubo de llenado para el AdBlue, lo que también permite llenar el depósito usando un sistema de inyección bomba-tobera de camión. En la parte trasera, dos fundas para guardar los smartphones en los respaldos de los asientos delanteros aparecen por primera vez en un y el paquete Sleep para la banqueta trasera también es un extra opcional en el Octavia. Además, hay un bolsillo del almacenamiento multifunción debajo de la cubierta del maletero, tanto en el Berlina como en el Combi; este último también equipará una cubierta de carga retractable.

 

Florentino García

 

 

Precios del nuevo Octavia

 

Modelo / Potencia / Cambio / Acabado / Precio

 

Berlina / 1.5 TSI / 150 CV / Manual 6v / Ambition / 26.650 euros.

Berlina / 2.0 TDI / 115 CV / Manual 6v / Ambition / 27.550 euros.

Berlina / 2.0 TDI / 150 CV / DSG 7v / Ambition / 30.550 euros.

Berlina / 1.5 TSI / 150 CV / Manual 6v / Style / 28.950 euros.

Berlina / 2.0 TDI / 150 CV / DSG 7v / Style / 32.850 euros.

Combi / 1.5 TSI / 150 CV / Manual 6v / Ambition / 27.350 euros.

Combi / 2.0 TDI / 115 CV / Manual 6v / Ambition / 28.250 euros.

Combi / 2.0 TDI / 150 CV / DSG 7v / Ambition / 31.250 euros.

Combi / 1.5 TSI / 150 CV / Manual 6v / Style / 29.650 euros.

Combi / 2.0 TDI / 150 CV / DSG 7v / Style / 33.550 euros.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies