Los Kia Xceed y Ceed Tourer se apuntan al híbrido enchufable

 

Kia Motors ha dado un nuevo paso en su estrategia de electrificación con el anuncio de nuevas variantes híbridas enchufables para el XCeed y para el Ceed Tourer. Dos nuevas versiones de vehículos de bajas emisiones que estarán a la venta en Europa a principios de 2020, y supondrán la introducción por primera vez del sistema híbrido enchufable en el segmento de los compactos familiares de la firma coreana. Dos versiones que representan una nueva etapa para tras introducir sistemas de propulsión de última generación en su gama más amplia de vehículos. Las ventas de la nueva familia Ceed han crecido un 40,1% interanual en la primera mitad de 2019 y las nuevas variantes híbridas enchufables le darán aún más atractivo al modelo.

En el primer semestre de 2019, uno de cada siete vendidos en Europa ha sido un modelo electrificado, una tendencia que no deja de acelerar. Y mientras que otras marcas hablan de sus planes futuros de electrificación, el fabricante asiático ya ha lanzado toda una gama de vehículos electrificados: con sistema mild hybrid, híbridos, híbridos enchufables y eléctricos.

El XCeed y el Ceed Tourer Híbrido Enchufable se fabricarán en la planta que tiene en Žilina (Eslovaquia) y serán los primeros modelos enchufables construidos por la marca en Europa. Y como es habitual en el fabricante, se comercializaran con una garantía de 7 años o 150.000 kilómetros y también cubrirá la batería y el motor del nuevo sistema de propulsión.

 

Los nuevos modelos constituyen una alternativa a las versiones de gasolina y diésel. La nueva cadena cinemática combina una batería de polímero de litio de 8,9 kWh, un motor eléctrico de 44,5 kW y un eficiente motor GDI de inyección directa de gasolina de 1,6 litros con cuatro cilindros. Y en conjunto, el sistema ofrece unos valores en conjunto de 141 CV de potencia y 265 Nm de par motor, lo que permite que el Ceed Tourer acelere de 0 a 100 km/h en 10,8 segundos y 11 el Xceed. Un sistema de propulsión que está unido a una caja de cambios manual de seis velocidades con doble embrague (6DCT) lo que asegura una conducción más agradable que la de otros vehículos híbridos equipados con transmisiones electrónicas de variación continua (e-CVT). Los híbridos e-CVT tradicionales convierten una parte de la potencia del motor de combustión a través del motor eléctrico, lo que provoca una pérdida de potencia debido a la conversión de energía.

Por otro lado, la tecnología de frenada regenerativa permite a las nuevas versiones híbridas enchufables aprovechar la energía cinética y recargar sus baterías en frenada y retención, lo que mejora aún más la eficiencia general del sistema. En este caso, tiene como objetivo una autonomía en modo totalmente eléctrico cercana a los 60 kilómetros para ambas variantes, lo que permite a los conductores completar la mayoría de los trayectos diarios y los desplazamientos cortos sólo con energía eléctrica. Además, ambos vehículos están equipados con el nuevo sistema de sonido Virtual Engine Sound System de la marca, una alerta auditiva que se activa en modo eléctrico solamente a bajas velocidades o cuando se da marcha atrás para avisar a los peatones de la presencia del vehículo.

 

La gama de modelos Ceed se diseñó desde el principio para adaptarse a los nuevos sistemas de propulsión híbridos. Esto significa que la adopción de una cadena cinemática híbrida enchufable en el XCeed y el Ceed Tourer ha tenido un impacto mínimo en sus dimensiones interiores. Su estructura estaba concebida desde el principio para albergar la batería. Esta batería, de 8,9 kWh, está situada junto al depósito de combustible de 37 litros y bajo el asiento trasero, a diferencia de muchos otros vehículos híbridos enchufables en los que la batería ocupa un valioso espacio de carga. Por ello, en su versión híbrida enchufable, el Ceed Tourer, la variante más funcional de la gama Ceed, ofrece 437 litros de espacio para el equipaje (hasta 1.506 litros con las tres secciones de asientos traseros abatidas). Mientras que la capacidad de equipaje del XCeed Híbrido Enchufable es de 291 litros (1.243 litros con el asiento abatido). Y debajo del maletero de cada vehículo hay un espacio específico para almacenar el cable de carga cuando no se está utilizando. También, ambos modelos estarán disponibles con un paquete de remolque opcional para remolques con freno, algo inusual entre los modelos híbridos.

En cuanto al diseño, los dos cuentan con elementos propios que los diferencian del resto de variantes gasolina y diésel en la gama XCeed y Ceed Tourer. Entre otros, presentan una nueva parrilla cerrada tipo “tiger-nose” en la parte delantera que mejora la eficiencia aerodinámica. El Tourer cuenta con unas insignias exteriores “eco plug-in”, la toma de carga está integrada en la aleta delantera izquierda del vehículo y va equipado de serie con llantas de aleación de aluminio de 16 pulgadas. Además, cada versión tiene su propio diseño de llanta y están disponibles opcionalmente las llantas de 17 pulgadas (Ceed Tourer) y 18 pulgadas (Xceed). Y para  facilitar el flujo de aire y proporcionar una apariencia general más deportiva, el Ceed Tourer cuenta con el paragolpes de las versiones Ceed Tourer GT-Line,

En el interior, el diseño deportivo del habitáculo mantiene el mismo salpicadero orientado hacia el conductor, la baja posición del asiento y la misma ergonomía que en la actual gama Ceed. Sin embargo, las nuevas versiones híbridas enchufables ofrecen una serie de nuevas funcionalidades para facilitar a los propietarios exprimir al máximo el nuevo sistema de propulsión. Ambos vehículos están equipados con un indicador de carga, una ayuda visual que muestra si el coche se está cargando o si por otro lado ya está completamente cargado. Su ubicación en la parte superior del salpicadero posibilita que los conductores puedan conocer inmediatamente el estado de carga desde el exterior (por ejemplo, cuando está aparcado en la entrada de casa y el propietario todavía no ha salido de ella).

 

También los dos coches ofrecen el sistema de infoentretenimiento con pantalla táctil de 8,0 pulgadas (20 cm) de Kia, o un sistema opcional de navegación e infoentretenimiento con pantalla táctil de 10,25 pulgadas (26 cm) con la telemática UVO Connect de Kia. Estos sistemas incorporan nuevas funciones, exclusivas de las nuevas variantes híbridas enchufables, para ayudar a los propietarios a localizar los puntos de carga disponibles en sus inmediaciones o en la ruta hacia su destino. Las pantallas también pueden mostrar información relevante relacionada con la cadena cinemática, como el nivel de carga restante de la batería o los gráficos de consumo de energía. Además, los clientes pueden utilizar el sistema de pantalla táctil para programar cuándo debe comenzar la carga el vehículo en caso de que esté enchufado, lo que permite aprovechar las tarifas de energía más baratas fuera de las horas punta.

La instrumentación también ofrece imágenes específicas del sistema híbrido enchufable: el nivel de carga restante, la estimación de autonomía en modo eléctrico y el flujo de energía entre la batería, el motor térmico y el eléctrico. Disponible como opción, la nueva instrumentación tipo “Supervision” de Kia, totalmente digital y de 12,3 pulgadas (31 cm), está diseñada para ofrecer información de la manera más clara posible con una gama de pantallas gráficas únicas. La pantalla de supervisión de alta resolución de 1920 x 720 píxeles sustituye a los indicadores de velocímetro y tacómetro convencionales que se encuentran actualmente en los turismos de la marca.

 

Florentino García

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies